Facebook puede pagar más de 1.500 millones de dólares en multas por el hackeo de los piratas informáticos a su red social. 

Fuentes fidedignas informan de que más de 50 millones de cuentas se han visto afectadas por este ataque.

Gracias al nuevo reglamento de privacidad en la Unión Europea, estas vulnerabilidades tendrán sus consecuencias inmediatamente.

La información contenida en estos 50 millones de perfiles se ha visto comprometida, y Facebook lo ha detectado, como siempre, tarde. Según Mark, jefe de la compañía, el agujero en su seguridad fue solventado con gran celeridad.

Europa esta examinado las consecuencias de este desastre para iniciar los trámites contemplados en el RGPD (o GDPR en inglés).

Aunque Facebook dice cooperar con las autoridades y asegurar que la brecha en su seguridad se ha solucionado, será Europa quien se encargue de la inspección y el protocolo a seguir, y los que decidirán en última instancia, siguiendo la reglamentación europea, quienes fijarán la cuantía final de la multa.

El tipo de información filtrada, según Facebook, es de carácter personal, claro está. Incluso habrá que sumar a estos millones de perfiles vulnerados, los datos de los amigos y contactos asociados a dichos perfiles.

Podemos estar ante un caso parecido al de Cambridge Analytica, donde se filtraron 87 millones de cuentas de usuarios.

Shares
Share This

Share This

Share this post with your friends!